Qué estoy leyendo y por qué deberíais leerlo vosotros también.

Elantris, de Brandon Sanderson


El gran Víctor Blanco ha organizado un club de lectura de literatura fantástica y ciencia ficción en Barcelona, que tendrá su primer encuentro oficial en septiembre en la Librería Chronos. La lectura con la que se inaugura es Elantris, novela que puso en el mapa a Sanderson hace ya más de una década. Mi relación con Sanderson es un tanto problemática. Steelheart me dejó bastante indiferente al leerla, e incluso me costó acabarla, pero he visto varias de sus presentaciones y he seguido sus clases en escritura creativa y, la verdad, me parece una persona brillante. Así que con la excusa del club de lectura, y sabiendo que el bueno de Brandon tiene vuelo comprado para Barcelona, esta es mi oportunidad de reconciliarme con su obra. Lo que llevo leído hasta el momento me está gustando. Raoden en especial me parece el personaje con el que empatizo más y que tiene la trama más interesante, al menos para mí, alejada de la típica intriga palaciega que se suele encontrar en este tipo de novela. Me queda mucho por leer pero tengo ya ganas de poderla comentar con el resto de compañeros. Por cierto, si estáis interesados en sumaros al club, no dudéis en contactar con Víctor, seguro que seréis bienvenidos.

Star Wars: Aftermath: Life Debt, de Chuck Wendig


Aftermath fue uno de los libros más controvertidos del año pasado dentro del fandom. Por un lado, se publicó antes del estreno de El Despertar de la Fuerza, y mucha gente esperaba que ofreciera respuestas a las miles de preguntas que nos hacíamos sobre la nueva entrega llegada desde esa galaxia muy muy lejana, a pesar de que la trama no tenía más que sutiles conexiones tanto con la peli como con los personajes de la trilogía original. Por otro lado la voz de su autor, Chuck Wendig, es muy característica y nada neutra. Una narración en tercera persona y tiempo presente es algo que por lo visto no acabó de cuajar bien con algunos lectores. Añádele que se trataba de la primera novela dentro del nuevo Universo Expandido, tras la decisión de Disney y Del Rey de relegar las novelas previamente publicadas a los largo de más de tres décadas a la categoria de 'Leyendas' (aunque, seamos sinceros, poco importa las etiquetas que se le cuelguen, las buenas novelas perduran en el imaginario colectivo como se pudo comprobar con el regreso de Thrawn en la pasada Star Wars Celebration), y la presencia de un personaje protagonista abiertamente gay, y tienes un cocktail perfecto para recabar reacciones de todo tipo. Sin embargo, la novela tenía muchos puntos fuertes y disfrutables, una vez te libras de la desmedida expectativa, y tengo que decir que Life Debt la supera con creces. La trama explora la relación entre Chewbacca y Han Solo, aunque desde la perspectiva de los personajes de la primera novela, encargados de rescatar a los dos héroes de las manos de lo que queda del imperio. Tenemos además la oportunidad de pasar más tiempo Leia, en su nuevo papel como líder de la Nueva República, e incluso se nos revelan algunos aspectos relacionados con la nueva trilogía.

The Praxis, de Walter Jon Williams


La ciencia ficción viene en varios sabores y colores; los hay que prefieren su cifi arraigada en la realidad, en la extrapolación y la exploración plausible del desarrollo científico y tecnológico. Yo, en cambio, tiendo a disfrutar de la vertiente más lúdica del género, del space opera, de las grandes batallas espaciales, de la épica y los personajes carismáticos rozando la caricatura. Es por ello que sigo fielmente sagas como The Expanse, por lo que admiro a Peter F. Hamilton, y, en definitiva, es lo que siempre me ha atraído al género. En este caso tenemos una novela sobre la caída de un vasto imperio galáctico, razas alienígenas y la gestación de una guerra. El inicio de The Praxis es algo lento, al tiempo que vamos conociendo el universo en el que tiene lugar la historia y se nos va introduciendo a los dos personajes principales, pero a medida que la historia coge ritmo la novela se vuelve muy adictiva. Especial mención a como Williams narra las batallas espaciales, de lo mejorcito que he visto en este aspecto en mucho tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario